Tras polémica con la FEF, Gabriela Obando deja la Agencia Metropolitana de Control; Santiago Enríquez asume el cargo

Después de la polémica desatada con la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF), la supervisora de la Agencia Metropolitana de Control del Distrito Metropolitano de Quito, Gabriela Obando, anunció su salida de esta institución municipal. A través de una carta publicada en sus redes sociales, la tarde de este viernes 11 de junio, Obando anunció la culminación de su gestión, develando que las acusaciones por parte de la F.E.F. son falsas. 

«Durante estos meses hemos trabajado por cuidar a las y los quiteños. Incluso si eso significaba enfrentar grupos de poder. Hoy termina mi gestión como Supervisora de AMC», inicia la misiva. 

La ahora exsupervisora sostiene que, tanto ella como los funcionarios de control, no ingresaron al estadio Rodrigo Paz Delgado de forma arbitraria o sin autorización, durante el partido entre Ecuador y Perú, por las eliminatorias mundialistas.Explica que la AMC envió un oficio – Nro. GADDMQ-AMC-SMC-2021-0823-0, con fecha 8 de junio – dirigido al presidente de la F.E.F, Francisco Egas, para solicitar el control de las medidas de bioseguridad en el encuentro deportivo.

«Cuando ingresamos al estadio, todos debidamente identificados como funcionarios de la AMC y 30 minutos después de iniciado el partido, el equipo logístico de la FEF guió nuestra estancia para controlar las medidas de bioseguridad, tanto en graderíos como en los palcos, donde se tomó la fotografía que circuló en redes sociales y que publicamos con total transparencia», relata.

Obando explica que en el recorrido se encontraron a personas aglomeradas en los graderíos, palcos y suits por presuntos invitados V.I.P.«Nuestro equipo siempre toma fotografías y documenta en un registro absolutamente todo lo que acontece, para subirlo en una aplicación que digitaliza todo este proceso con total transparencia», continúa. De la misma manera, denuncia que un funcionario del ente rector del fútbol ecuatoriano le solicitó salir, de manera irrespetuosa.

«Jamás se clausuró el estadio y, siguiendo el debido proceso, se emitió un exhorto por no presentar LUAE en el momento de la inspección y no contar medidas de bioseguridad», aclara.

La exfuncionaria resalta que actuó dentro del marco de la legalidad y añade que «su compromiso y lealtad siempre será con Quito».

«No se debe confundir el abuso con el control. Control del cual parece que el fútbol ecuatoriano ha estado exento porque cuando se les pide realizar una inspección dicen ser intocables», concluye. 

La carta fue publicada en un tweet, en el que aclaró que deja de ser la supervisora de la AMC.

Por otro lado, mediante un documento firmado por el alcalde de Quito, Jorge Yunda, la Agencia Metropolitana de Control será encargada a Santiago Enríquez, quien se desempeña como procurador metropolitano.  

Fuente: Twitter- Gabriela Obando, Pichincha Universal, EcuaPost

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s